Catalunya: El activismo en apoyo al Kurdistán reclama al Barça que rompa con un patrocinador turco «manchado de sangre»

Catalunya: El activismo en apoyo al Kurdistán reclama al Barça que rompa con un patrocinador turco «manchado de sangre»

Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus

Resumen Medio Oriente,  14 de septiembre de 2019—-

Una acción impulsada desde la plataforma Azadi y el Comité de Resistencia Internacionalista (CRI) ocupó la tienda oficial del Fútbol Club Barcelona en el paseo de Gracia de la capital catalana para reclamar a la entidad que se desvincule del patrocinio de Beko, marca de electrodomésticos turca que esponsoriza la camisetas del equipo de fútbol masculino. Beko forma parte del holding empresarial Koç, una de las ramificaciones es proveedora de tanques y otros vehículos para el ejército turco que, según se ha denunciado con la acción, «los utiliza en su guerra contra la oposición democrática y el pueblo kurdo «

Una veintena de activistas han ocupado esta mañana la tienda oficial del FC Barcelona situada en el número 15 del paseo de Gracia de la capital catalana. La acción, enmarcada en la campaña Riseup for Kurdistán sirio, se ha hecho bajo el impulso de la plataforma Azadi y el Comité de Resistencia Internacionalista, que reúne colectivos diversos con el objetivo de denunciar los planes del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, de intervenir con el ejército en el norte de Siria, «para acabar con la revolución» que se está desarrollando en la región autónoma de Kurdistán sirio, de mayoría kurda.

La acción ha reclamado, en concreto, al FC Barcelona, que rompa sus acuerdos de patrocinio con la marca Beko. Este fabricante de electrodomésticos y productos electrónicos con sede en Estambul es, desde la temporada 2014-15, uno de los patrocinadores del club azulgrana, una colaboración que se amplió en 2018 hasta el final de la temporada 2020-21 . Entonces Beko fue uno de los main partners de la entidad deportiva, junto con Nike y Rakuten. En virtud del acuerdo, el fabricante turco se publicita en la indumentaria de entrenamiento del primer equipo de fútbol masculino, y también luce en las mangas de las camisetas de juego, aparte de otros soportes como publicidad estática en el estadio . También conllevaba la implicación de varios futbolistas en campañas de la marca como, por ejemplo, Gerard Piqué, que participa como «embajador» en la campaña «Eat like a pro», una iniciativa de responsabilidad corporativa de Beko que promueve la alimentación saludable entre los niños.

Beko forma parte del grupo empresarial Koç, la corporación privada más potente de Turquía, la única del estado que figura en la lista Forbes de las 500 empresas de mayor volumen del mundo

Beko forma parte del grupo empresarial Koç, la corporación privada más potente de Turquía, la única del estado que figura en la lista Forbes de las 500 empresas de mayor volumen del mundo. Los tentáculos de Koç extienden, entre muchas otras divisiones de negocio e inversiones, los sectores del automóvil, la construcción, la educación (cuenta con escuelas y una universidad privada), la energía, industria alimentaria, finanzas, la logística y el comercio internacional, las tecnologías de la información o el turismo. También es accionista mayoritario de un equipo de fútbol, el Fenerbahce SK de Estambul, presidido por el actual hombre fuerte del grupo, Ali Yildirim Koç. Fundado en 1926, el grupo empresarial ha sido siempre bajo las riendas del clan Koç, una de las familias más ricas de Turquía. Aunque los Koç se les vincula históricamente al kemalismo -el nacionalismo laico turco- y se les tiene por opositores al régimen islamista de Erdogan (incluso han sido señalados por haber favorecido el intento de golpe de estado del 1997 contra el primer gobierno islamista del país), esto no les ha impedido seguir haciendo negocios las instituciones públicas con gobiernos de varios colores, incluido el actual.

Las participantes en la acción gritaron consignas en el interior de la tienda, han repartido trípticos informativos y han dejado muestras de solidaridad con el Kurdistán en algunas pegatinas | Eloi Latorre

Es el caso de la división automovilística del grupo, Otokar, que proporciona equipamiento diverso para el ejército de su país. En concreto, produce los vehículos blindados Rabdan, que vende al Estado turco, con quien tiene un contrato por valor de 661 millones de dólares, y en otros reinos árabes como EEUU. Otokar también está detrás de otros aprovisionamientos para las fuerzas armadas turcas, como los vehículos Cobra Y Akrep, o el carro de combate MITUP Altay, por la venta del que firmó en 2012 un contrato por una cuantía de 500 millones de euros. Aparte, desde una filial en la que también participa Ford llamada Ford Otosan, es sumministrador los vehículos de patrulla de la policía turca.

Algunas de las participantes en la acción han desplegado pancartas en el exterior del local de apoyo a la causa de Kurdistán sirio, y denunciando los abusos del Gobierno y el ejército turco. Mientras tanto, dentro del local comercial lanzado consignas desde un megáfono, como «Beko lárgate» (que se ha convertido en el lema de convocatoria) o «Erdogan asesino». En paralelo, desde la plataforma Azadi también se ha difundido un vídeo que pone en contraste un gol de Messi en el Camp Nou con los estragos de las operaciones militares del ejército turco en el Kurdistán.

 Otokar, fabricantes de automóviles que, como Beko, forma parte del holding Koç, está detrás de otros aprovisionamientos para las fuerzas armadas turcas, como los vehículos Cobra Y Akrep, o el carro de combate MITUP Alta

Uno de los participantes en la intervención argumenta que «ya que el Barça afirmó hace algún tiempo que el objetivo del club era de buscar, de manera proactiva, los partners más adecuados a los valores y los rasgos que definen su marca, nos preguntamos si estos valores que representan el club pasan por financiar una régimen dictatiorial y sus guerras, bombardear pueblos y ciudades, convertir a los habitantes de Siria en refugiados, llenar las cárceles turcas de presos y presas políticas «. La activista encuentra también «chocante que» el Barça, que afirma situarse junto al derecho a la autoderminación nacional de Cataluña, también se sitúe junto a un régimen caracterizado por no respetar este derecho «e insta al club azulgrana «a romper cualquier vinculación con Beko ya dar explicaciones».

La ex diputada y ex concejal de la CUP en Barcelona, Eulàlia Reguant, que también estaba presente en la acción, se ha dirigido con un micro a las personas que pasaban por la calle, para asegurar que «vendremos las veces que haga falta para recordar a la Junta Directiva del FC Barcelona que es cómplice de la acción del gobierno de Erdogan asesinando, encarcelando y fomentando una guerra absolutamente injusta y fuera de lugar «. Poco antes de las 12 del mediodía, la protesta se ha dado por terminada sin incidentes después de que media docena de agentes de los Mossos se hayan personado en la tienda.

De pie por Kurdistán sirio

La acción de esta mañana se enmarca en la campaña internacional Rise up for Kurdistán sirio (de pie por Kurdistán sirio), que surgió a principios de este año 2019 a partir de una llamada lanzada desde el movimiento popular kurdo de esta región autónoma enclavada en el norte del Estado sirio, para alertar de una posible intervención militar turca de este territorio, aprovechando que el ejército de EEUU anunció que retiraba sus tropas de la zona. En esta parte del Kurdistán se ha gestado en los últimos años una experiencia de autoorganización social popular que se ha conocido internacionalmente como la revolución de Kurdistán sirio y que, hace cuatro años, logró detener el envite del Estado Islámico .

En los Países Catalanes la campaña comenzó a tener su eco en febrero pasado, a partir de un encuentro de diversas corrientes políticas, sindicales y activistas en Can Batlló (Santos, Barcelona) de la que surgió el Comité de Defensa Internacionalista. Desde entonces se han llevado a cabo diversas acciones para visibilizar la alarma por la situación en Kurdistán sirio, como una protesta frente al consulado de Turquía en Barcelona, otra acción de rechazo frente a la sede de Indra (multinacional española que también provee el ejército turco) o una sonada irrupción sorpresa en el escenario durante la última entrega de los premios Gaudí de cine.

FUENTE: La Directa

(Visited 16 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus