Dirigente de Hizbullah recuerda matanza de Qana

Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus

Resumen Medio Oriente, Al Mayadeen, 20 de abril de 2019—

En su tradicional sermón de los viernes, el vicepresidente de Hizbullah, Ali Damoh, rememoró que el ejército israelí bombardeó sin misericordia la sede de la ONU en esa localidad, donde buscaron refugio centenares de aldeanos.

El vicepresidente de Hizbullah, Ali Damoh, recordó la matanza en la aldea libanesa de Qana, cometida por el régimen israelí el 18 de abril de 1996 que segó la vida de 106 personas, muchas de ellas mujeres y niños.

En su tradicional sermón de los viernes, el dirigente del Partido de Dios rememoró que el ejército israelí bombardeó sin misericordia la sede de la ONU en esa localidad, donde buscaron refugio centenares de aldeanos.

La comunidad internacional intervino para evitar mayor derramamiento de sangre e incluso el Consejo de Seguridad de la ONU debatió un proyecto de condena contra Tel Aviv, pero su aliado Estados Unidos lo vetó.

Al fin de ese episodio sangriento, explicó, lo denominaron Entendimiento de abril, del cual salió airosa la Resistencia, porque Tel Aviv comprendió que no era vulnerable a una respuesta armada.

Y también se salvaron civiles libaneses, apuntó, que hubieran sido víctimas de la arrogancia del enemigo que, al reconocer la imposibilidad de doblegar a los combatientes de Hizbullah, la tomaba contra la población indefensa.

Damoh agregó que en abril de 1996 se comprobó la fórmula victoriosa de ejército, pueblo y resistencia que cimentó la posterior derrota de “Israel” en mayo de 2000 cuando se retiró de los ocupados territorios sureños libaneses.

Apuntó que desde aquel momento, la resistencia evolucionó en cantidad y calidad, y ganó en voluntad, determinación y fuerza, las cuales impiden que “Israel” y su aliado Estados Unidos se lancen en otras aventuras contra El Líbano.

El dirigente alertó sobre los graves riesgos que afronta el país como resultado del mal desempeño político, pero ahora, toca, expresó, sumarse a la cooperación y acudir a la sabiduría para evitar un colapso total.

En ese sentido, Hizbullah estudia variantes para salir de la grave situación financiera en que se halla el país con una deuda pública de 85 mil millones de dólares, la tercera en el mundo respecto a proporción con el Producto Bruto Interno.

Recalcó que las soluciones no deben incluir más sacrificios para los más pobres y trabajarán con el Gobierno y el Parlamento, adelantó, para proteger a los menos favorecidos de cualquier medida de austeridad.


Fuente : Prensa Latina
(Visited 5 times, 1 visits today)
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus